• Navega al azar. Pulsa las flechas y deja que la fortuna te dispense un artículo.

    jueves, 21 de noviembre de 2013

    Tengo en mis manos La Marea, en papel.

    Hoy, por fin, me hice con un número en papel de La Marea. Mi conclusión inapelable: esto es lo que tiene que ser una publicación periódica en papel.

    Me explico:

    Hace un año y medio escribí acerca de el futuro de los periódicos de papel. Y, justamente, La Marea encaja de forma sobresaliente en ese futuro.

    ¿Qué es La Marea?

    Es el esfuerzo de un grupo de periodistas para ofrecer periodismo. Ya ni siquiera lo adjetivaré agregando "de calidad" porque hay que restituir la dignidad a la palabra periodismo. Y La Marea es un loable esfuerzo en ese sentido.

    La cooperativa MásPúblico es la responsable de su edición. Está formada por socios trabajadores (8), socios usuarios (62) y socios colectivos (53) quienes deciden de forma paritaria las líneas editoriales generales, los valores éticos y los nuevos proyectos.

    El resultado, hasta el momento, es un prodigio de periodismo independendiente y ética editorial.

    Véase: ¿quiénes somos?


    ¿Qué hay en La Marea?

    La Marea se edita mensualmente y contiene reportajes sobre temas de actualidad, política, educación, derechos humanos, etc... asuntos nada triviales y, desde luego, no pergeñados para rellenar hojas en blanco. Son análisis de la realidad circundante del máximo interés para cualquier lector con la sana inquietud de profundizar en la matriz social.

    Dirás, con razón, que entonces La Marea es como cualquier otra revista mensual. Te digo, no. En primer lugar porque se edita en papel de periódico del de toda la vida. En segundo, lo más importante, porque contiene auténtica calidad periodística, no cercenada por la necesidad de rendir pleitesía al anunciante-patrocinador; ni desteñida por la necesidad de agradar al político-subvencionador.

    También está La Marea disponible en edición digital, ya que el futuro explica claramente que por ese camino transita cada vez más la lectura.

    Y, por supuesto, La Marea también es un medio de información diaria a través de su web, impecable y excelente en su diseño. Una buena forma de seguir las noticias internacionales y de España así como sus secciones de política, economía, sociedad, cultura y agenda.

    Por tanto, deberíamos congratularnos en grado sumo al tener a nuestro alcance esta manera inteligente de hacer buen periodismo: noticias diarias en la web y análisis profundo y reportajes exclusivos en su publicación mensual.


    No sirve de nada quejarse del periodismo servil

    El mal periodismo lo conocemos de sobra. Por su propio servilismo sobrevive fuertemente patrocinado por lo privado y lo público. Es cierto que tiene sus lectores pero su futuro es francamente oscuro; siempre pendiente del hilo de los vientos políticos y los intereses mercantilistas. Lo digo de otra manera: el diario de papel agoniza. Finalmente, morirá.

    Y no digo con ello que el buen periodismo, como el de La Marea, transite por una vía alfombrada con pétalos de rosa. Precisamente en su independencia tiene su mayor obstáculo. Precisa de lectores proactivos capaces de comprometerse suscribiéndose. Esto es lo que le hace falta a La Marea.

    Si somos capaces de lanzar maldiciones por la inmundicia sectaria de los periódicos oficialistas y oficiosos; deberíamos también ser capaces de apoyar iniciativas honestas y de calidad.

    Los lectores tenemos un gran poder y una gran responsabilidad. Si no queremos vivir inmersos en una burbuja de informaciones necias y adulteradas, debemos hacer uso del primero desplegando la segunda.

    No te lo puedo decir más claro: suscríbete a La Marea (en papel o en digital). Apoya el periodismo independiente. Con ello estarás defendiendo tu propia libertad y la de las siguientes generaciones.

    Si lo piensas detenidamente, verás que no exagero en absoluto.


    No hay comentarios:

    Publicar un comentario en la entrada

    El Plus

    Conexiones



    El Twitter