martes, 6 de septiembre de 2016

Crónica del asesino de directorios

En la que te explico con cierto detalle por qué asesiné dos importantes directorios de enlaces y te comento algunos secretos de Internet.

¿Qué es un directorio y por qué se les ha pasado el arroz?

Durante más de lo que suele ser un cuarto (incluso un tercio) de la vida de cualquier ser humano administré dos de los más interesantes y populares directorios de enlaces útiles. El uno, GZZT, en inglés y el otro SUPERPATANEGRA, en castellano. Fueron dos directorios importantes porque realmente (y no es amor de madre) eran directorios honestos con una enorme selección, hecha a humana mano, de sitios web realmente interesantes y útiles.

Un directorio de Internet es como una guía telefónica o las páginas amarillas. En vez de direcciones y teléfonos contiene enlaces a sitios web. Hay directorios muy malos y directorios muy buenos. Todo depende de su contenido. Pero mira, cuando has leído guía telefónica o páginas amarillas, confiésalo... te ha sonado a algo de otra época. ¿Quién usa guías telefónicas o páginas amarillas?. Vale, siempre hay alguien; pero ya no son lo que fueron en otra época. A los directorios de Internet les pasa igual: pueden ser útiles, pero son de la época de los dinosaurios.


Internet es cambio constante

Cuando empecé haciendo trastadas por Internet, en España lo llamaban Infovía. Es la manía que tiene ese país de cambiar el nombre a todo. Con los títulos de las películas llega a ser irritante. Nos conectábamos con módems de 14.000 baudios (unidad muy digna de "La bola de cristal") y pagando por minutos de conexión. La vida transcurría de otra manera y la banda sonora era una especie de criiiiiiiii-cri-uruurú-criiiiiiii-ñiiiiiiiii-chroooooo (escúchala aquí). Para más inri disfrutábamos haciendo páginas web abarrotadas de colorines, muñequitos y gifs animados de todo tipo.

Desde entonces, no he dejado de experimentar y hacer cientos de cosas. Y todo este tiempo mantuve y actualicé esos dos directorios, a veces con ayuda y a veces sin ella. Pero sí, Internet es cambio. Cuando vives enredado en sentimentalismos inútiles, en una contemplativa recreación de lo que has hecho... es que te haces viejo. Pero no es algo inevitable sino, más bien, una elección.

Internet es cambio constante y observarlo es fascinante. Tal vez, como dijera Thoreau, "las cosas no cambian; cambiamos nosotros". El arte de ser feliz con lo que haces radica, en todo o en parte, en saber bailar sobre las cresta de los cambios.

Así que asesiné dos directorios. Y me siento bien.


Internet evoluciona.

No de un modo biológico sino más bien social. O sea, lo que evoluciona es la sociedad, la tecnología que produce y que cambia rápidamente nuestro modo de vida.

Déjame comentarte los cambios principales que observo desde mi atalaya en las nubes. Tal vez te sirvan para armonizar de alguna forma tu relación con Internet, seas usuario o también desarrollador.

1) Internet es móvil. Actualmente pensar en hacer algo en Internet que no se vea perfectamente en una pantalla pequeña es un esfuerzo condenado a la aniquilación.

2) Internet está lleno de nubes. ¿Para qué coño necesitas discos duros de terabytes? Guarda lo esencial en dos o tres nubes. Pero solo lo esencial.

3) Internet es minimalismo, rapidez e instantaneidad. Olvídate de todos aquellos colorines, textos animados y muñequitos en movimiento. Por otra parte, la mayoría de la gente no se para a leer mucho (he dicho la mayoría aunque no es un dato estadístico sino una observación basada en la evidencia que proporciona la experiencia). No hagas textos largos a no ser que su contenido sera realmente interesante.

4) Internet es conexión permanente. En general, cuando necesites algo, lo buscas y seguramente lo volverás a encontrar. Cierto que teóricamente podría caerse todo Internet. Entonces, probablemente, descubriríamos que también podemos hablar cara a cara, que hay juegos de tablero y que el paisaje a tu alrededor es ya, de por sí, bastante emocionante.

Hago un inciso para justificar la muerte de los directorios. Porque alguien podrá decir, con cierta razón, que SuperPataNegra le servía para encontrar algunos sitios web muy especializados y muy útiles que le venían muy bien, etc, etc...  Pero eso es porque nos estamos haciendo vagos en el sentido más inútil (que la pereza es algo muy sagrado). ¿Qué te impide tener tu propio directorio de sitios que te gustan mucho? Nada. Basta que utilices algún servicio tan sencillo e interesante como Papaly. Pruébalo. Los bookmarks del navegador también son cosa antigua.

Continúo:

5) Internet es redes sociales. Nos han pillado por sorpresa. Tal vez el cerebro humano necesita más tiempo para adaptarse a los cambios vertiginosos y nos pasa como a los nenes con los videojuegos, que nos entusiasmamos y no sabemos parar. Depositamos gran parte de nuestras emociones y esperanzas en las interacciones sociales a través de las pantallas. Llegará un momento en que no quedará más opción que elegir aquellas que realmente disfrutes o irte pudriendo en un mar de adrenalina, desencanto y bilis.

6) Internet es mensajería instantánea. Actualmente sobre todo eso. Hay una clarísima tendencia a que todo termine derivando hacia ahí. Me hace mucha gracia la ansiedad por tener un móvil de ultimísima generación para usarlo fundamentalmente para "Facebook y Whatsapp". Pero no voy a reirme de eso ahora; este tema es interesante: las aplicaciones de mensajería están empezando a ocupar gran parte del espacio de las redes sociales clásicas. El hecho de que puedas formar grupos y, como en el caso de Telegram, también canales, hace que gran parte de lo que hacías en redes sociales ahora lo hagas en grupos de chat. Y gran parte de lo que suponía tener un blog también puede hacerse si te montas un canal. Bien, no es exactamente lo mismo pero, sinceramente, no podemos evitar fijarnos en este fenómeno y concederle la debida atención.

7) Internet es bots. El momento rompedor está ahora en los bots. Cierto que Facebook intenta acoplar su red social a su aplicación de mensajería. Y cierto también que está apostando por los bots aunque, por el momento, de una manera poco transparente que hace que, para la mayoría de sus usuarios, estén pasando bastante desapercibidos. Aunque puede que no le preocupe mucho ya que realmente tiene muchos usuarios (aún).

Déjame decirte que como desarrollador Facebook es la cosa menos fiable del mundo. Ya no hablo de privacidad sino de que, en su posición arrogantemente dominante, tiene esa facilidad para cambiar las reglas del juego unilateralmente. Es por eso que no estoy por la labor de hacer cosas allí para que, más tarde, porque le salga de sus corporativas narices, cambie todo sin más explicaciones.

Pero los bots son el fenómeno actual. ¿Por qué? No hacen falta grandes explicaciones. Si ya tienes una aplicación de mensajería y, sin salir de ella ni instalar nada más puedes hacer un montón de cosas para las que antes necesitabas una aplicación específica (ocupando sitio, usando RAM, gastando batería, etc.), no necesitas más argumentos. Aquí tienes un listado de algunos de los bots que suelo utilizar con Telegram.


¿Qué hago ahora y por qué lo hago?

Siempre hay cosas nuevas por hacer. Se llama creatividad. Si no haces cosas nuevas probablemente no sepas lo que es creatividad. No pasa nada, también se puede vivir de alguna manera sin ella; pero será vida en minúsculas.

Así que en primer lugar me deshice de GZZT (sin remordimientos, a la mierda el dominio cortito y llamativo) y dejé a SUPERPATANEGRA como un algo minimalista. Y me gusta.

Me fascina cada reto que me surge como idea. No todos puedo llevarlos a efecto pero si se puede, no hay nada mejor. Ahora mismo me motivan los bots; esas piezas de código que, integradas en, por ejemplo, una aplicación de mensajería la dotan de nuevas funciones útiles. Se han abierto las puertas de los bots y empiezan a desparramarse sin mesura. No son una tontería ya que, al fin y al cabo, todo el mundo tiene alguna aplicación de mensajería. La mía es Telegram. A mucha gente, atrapada en Whatsapp, le da como miedo pasarse a Telegram. Yo les sugiero que, al menos, se lo pongan como una segunda aplicación de mensajería. Vale la pena.

Así que me he tirado de cabeza al torrente de los bots junto con un socio (y, sin embargo amigo) ingeniero que se las sabe todas para desfacer agravios y enderezar entuertos en el mundo del código. Lo estamos pasando bien. Nuestro primer proyecto tenía nada menos que el objetivo de transformar Telegram en una red para el intercambio de información localizada. Resultó un trabajo intenso pero ya está en marcha: Qwasap. Y ahora que funciona de manera bastante satisfactoria, antes de seguir añadiendo unas cuantas decenas de mejoras que ya tenemos listadas, queremos ensayar otros bots más simples que cubran ciertas areas a nuestro juicio necesarias.

Tampoco he abandonado totalmente el viejo concepto de blogs. Siguen ahí pero solo caben dos actitudes con los blogs:

1) Te gusta y lo haces por placer.
2) Eres muy, muy bueno en lo tuyo y publicas material muy interesante, muy concreto y muy periódicamente.

Es lo que hay. Yo soy más de la primera categoría aunque también me estoy decantando por dedicarme a areas más concretas, pero sin abandonar el punto uno y sin más pretensiones. Si haces algo que te guste, ya has triunfado.

Este, lógicamente, es un blog que sigo manteniendo y en el que escribo de vez en cuando. Cada vez me gusta menos Blogger como plataforma de bots. Entre otras cosas porque su sistema de comentarios es muy irritante con lo permisivo que es con el spam. Naturalmente, podría alojarlo en un servidor propio, usando Wordpress o algún otro de los buenos sistemas que hay, y tener todo el control. Pero esa es otra cuestión. Ya lo he hecho en reiteradas ocasiones y, francamente, prefiero elegir una plataforma online que me guste y despreocuparme de todo. Que ya tengo bastantes cosas en servidores propios. Por el momento Tumblr cumple bastante bien mis expectativas para otros blogs que tengo.

Luego están las redes sociales. Tras la fiebre de querer estar en todas, que es la manera más rápida de vivir estresado, me quedo con las que más me hacen disfrutar. Puede que la gente lo note o no, pero me es indiferente. Soy muy zen en esto de las redes sociales.

Y, finalmente, como no dejo de experimentar con cualquier cosa que me llama la atención, si creo que el resultado final le puede resultar útil o divertido a alguien, SuperPataNegra me sirve a modo de puerta de entrada para todas esas chorradas mayores o menores.


Gracieta final

Mientras escribía esto se me ocurrió la espeluznante idea de enviar este artículo a Menéame. El resultado probablemente será emocionantemente incierto aunque con muchas rifas para que pase totalmente desapercibido o, mejor, que me frían a votos negativos por autobombo o algo así. Pero tiendo al optimismo, también puede ser que haya a quien le parezca interesante. Nunca hay que dejar de experimentar mientras se haga con la debida honestidad hacia uno mismo, que es la clave para ser honesto con los demás.

¿Merece un meneo? Hazlo. Gracias.

viernes, 20 de mayo de 2016

Qwasap, para conectar tu Telegram a cualquier parte del mundo

Hace un par de años comencé a pergeñar, con un "genialebérrimo" equipo de desarrolladores, una aplicación que permitiese crear canales de comunicación geolocalizados. O sea, un cliente de mensajería para chatear con gente ubicada (de forma real o voluntaria) en cualquier zona del planeta.

Esto, pensaba, aportaría numerosas ventajas, por ejemplo:

- Poder preguntar a gente de una determinada zona cualquier cosa.

- Coordinar actividades en un area geográfica definida.

- Retransmitir eventos, debates, etc... en un barrio, zona o región dada.

- Lanzar avisos de interés en sitios concretos del mundo.

- Crear comunidades públicas y abiertas en cualquier sitio, pueblo, ciudad o región de la Tierra.

Y, seguramente, muchas más.

Todo comenzó muy bien, con la salvedad de que era necesario crear un sistema que permitiese gestionar, en un momento dado, millones de mensajes. De hecho, en su momento, se llegó a crear la estructura funcional de la versión web. Esta es una captura de pantalla:

Clic para ampliar

Funcionaba (funciona) muy bien. Las diferentes pestañas permitían ver los mensajes de la zona y contestar (Archers), seguir conversaciones concretas (Thread), ver avisos especiales en la zona (Heralds) y también guardar determinadas conversaciones (Guardados).

La parafernalia de nombres (Archers, Heralds) obedece al hecho de que la raíz de Qwasap proviene del idioma maltés Qwass, que significa tiro con arco. En nuestro delirio de ideas imaginábamos esta aplicación como la versión moderna de lanzar una flecha con un mensaje (Archers o arqueros) así como la de pregonar un aviso o noticia (Heralds o heraldos).

Y entonces surgió Telegram y sus bots

Ciertamente, Telegram es un cliente de mensajería que nos gusta mucho. Y, además, de ser muy seguro y encajar plenamente con nuestra filosofía respecto a la libertad e independencia de las comunicaciones, siempre ha demostrado estar a la vanguardia de las ideas.

Telegram se abrió plenamente a los bots, aplicaciones interactivas que funcionan dentro de su red. Por tanto, Telegram nos ofrecía una base muy sólida para lanzar este proyecto.

Es más, somos muy fans de los bots. Es cierto que aún están en una fase temprana  para el nivel de asimilación de novedades del usuario medio. Pero su utilidad práctica es incuestionable. Véase: "Si no tienes Telegram, igual te estás perdiendo algo muy importante".

Por tanto, decidimos apostar fuertemente por esta vía de desarrollo. E inmediatamente le dimos un giro total al proyecto para transformarlo en un bot de Telegram.


Y así nació Qwasap

clic para ampliar
Ya no necesitas instalarte oooootra aplicación en el móvil. Si tienes Telegram, puedes disfrutar de Qwasap. Ahora mismo, está en una fase muy básica de su desarrollo. Podríamos decir que es una versión previa a la versión básica 1.0. Pero como es ya perfectamente funcional queremos ofrecer la posibilidad de que usuarios pioneros la vayan probando.

El uso del bot es extremadamente sencillo. Tan solo tienes que acceder a él desde tu Telegram buscándolo por su nombre "Qwasapbot". O bien seguir este enlace en un dispositivo que tenga instalado Telegram: Qwasapbot.

Encuentra más información y detalles en la web: https://qwasap.com

A partir de ahí, como todos los bot, solo es cuestión de darle al botón "iniciar" o bien escribir en la caja de texto el comando /start y darle a enviar.

El bot te responderá en primer lugar con la opción para elegir el idioma en el que te va a "hablar". Hay tres opciones: inglés, español o esperanto.


Seguidamente puedes pulsar el botón de Ayuda y te aparecerá el texto que se muestra aquí a la izquierda.

Nada más empezar todos los usuarios están ubicados (dentro de Qwasap) en el Polo Norte. Vale, podríamos haber elegido un punto más cálido pero tenía gracia conquistar de nuevo el Polo Norte.

Allí, obviamente, estarán los usuarios nuevos y, probablemente, con el tiempo, será un batiburrillo de lenguas diferentes. Pero tiene cierta gracia. También estamos bastante los que movemos los engranajes de Qwasap así que es posible preguntar algo con alguna garantía de obtener una respuesta. Para garantías mayores, hemos creado un grupo aparte especial que siempre leemos: Qwasap Group. Allí podemos responder en inglés, español, esperanto, galego, catalán y valenciá. Incluso nos esforzaremos en hacerlo en cualquier otro idioma.

Pero sigamos ahora sigamos con el bot.

Lo siguiente que puedes hacer es probar a ubicarte en otro sitio distinto. Hay tres opciones muy fáciles.

1) Si quieres ubicarte utilizando el servicio de ubicación de tu propio móvil o dispositivo solo tienes que pulsar el botón "Mi ubicación". Qwasap tratará de obtener la ubicación que le proporcione tu dispositivo, si es posible.


Así que, si estás viajando (por ejemplo) cada vez que quieras reubicarte en esa zona solo tienes que pulsar el botón "Mi ubicación". De esta manera tendrás un canal de comunicación con usuarios que estén en esa misma zona.

Esto puede ser de mucha utilidad para obtener información que necesites de gente que está ubicada en esa misma zona.

O para difundir información sobre cualquier otra cosa, urgente o no. Por ejemplo, si se perdió tu mascota o te robaron la moto.

Pero también para cualquier otro tipo de conversación con gente ubicada en el mismo sitio y área elegida.

¿Dije área? Ah si, ese botón que pone "Radio" sirve precisamente para ampliar o disminuir la zona en la que estás ubicado. Desde 1 km a 256 km a la redonda.
Supón que estás participando en una manifestación. Podría difundirse por este medio información relevante para toda la gente que esté en esa zona o coordinar actividades. Sí, es una comunicación pública, pero útil porque puede adherirse a ella cualquier usuario. Basta con que tenga su Telegram con Qwasap correctamente ubicado. En cierta manera, es como un canal de radio y sintonizar la frecuencia de emisión. Aquí, la "frecuencia" es la ubicación. El radio sirve para delimitar los mensajes y el alcance.

Puede que me esté enrollando algo, pero Qwasap, ahora mismo, es más fácil de utilizar que explicarlo.


2) También puedes ubicarte muy fácilmente escribiendo en la caja de texto

/location dirección o ciudad o coordenadas
Dale a enviar y listo. El bot te ubicará allí y te responderá con un mapa de la zona y las coordenadas precisas.

Estos dos mensajes que te envía el bot son muy prácticos porque no solo te permiten acceder inmediatamente a tu aplicación de mapas o tener las coordenadas por si quieres utilizar un GPS.

Es que también puedes reenviarlos a cualquiera de tus contactos o a un grupo en el que participes.

Esto resuelve una de las dificultades con las que tropieza mucha gente con un dispositivo de alta tecnología en la mano: el problema de enviar una ubicación a otra persona.

Aquí es muy sencillo.

Basta pulsar con el botón derecho del ratón sobre el o los mensajes a reenviar. O una pulsación larga en dispositivos touch.

Luego Telegram te permitirá seleccionar los contactos o grupos a los que quieres reenviar esos mensajes. Y ya está. De esta forma tan rápida puedes compartir una ubicación.

Al hacer clic sobre el mapa, la persona que lo reciba llegará a Google Maps donde puede usar la opción "Cómo llegar". O bien puede copiar la dirección o las coordenadas y meterlas en su aplicación de GPS o mapas preferida.

3) También puedes ubicarte usando la forma habitual de Telegram que consiste en pulsar sobre el icono del clip y elegir location.


Bien, ya estoy ubicado dónde quiero. ¿Y ahora qué?

Ahora nos da la risa tonta. Te estoy hablando de Qwasap como una utilidad recién nacida. Y esto es la primera comunicación pública de su existencia. O sea, que apenas hay gente utilizándolo. Por otra parte, el mundo es muy grande así que aún hará falta "un tiempo" para poder encontrar usuarios allí donde te ubiques :-)

Sin embargo, un bot en Telegram no es molesto. Una aplicación independiente ocupa sitio y utiliza recursos valiosos (como la batería) en un dispositivo móvil. Pero Qwasap no ocupa sitio ni utiliza recursos de tu móvil. Así que puedes tenerlo allí sin problemas, como una utilidad con un gran potencial.

Puedes ayudar a probarla. Puedes invitar gente de una zona y crear un chat abierto en ese área. Puedes tenerla simplemente por si alguien pasa por allí y necesita preguntar algo. O por si alguna vez eres tú quien necesita preguntar algo en un sitio.

Somos gente sensible. Siempre hemos tenido la idea de que un día deberíamos premiar a los pioneros que usaron Qwasap antes de que fuera popular. Estoy seguro de que lo haremos.


¿Puede ser molesto Qwasap?

No, porque sencillamente puedes desactivar las notificaciones. No te molestará nunca. Pero podrás usarla igual. Tenemos previsto que cada usuario pueda bloquear a otros si resultan molestos. Eso será una próxima característica sobre la que estamos trabajando, entre muchas otras.


¿Es seguro Qwasap?

Tan seguro como Telegram. O sea, mucho. Los mensajes van cifrados de dispositivo a dispositivo. La única salvedad es que Qwasap es un servicio público y abierto. Por tanto, todos los usuarios ubicados en la misma zona pueden leer los mensajes. Pero un usuario que se incorpora a esa zona NO puede leer los mensajes anteriores. Creímos adecuado que la comunicación en Qwasap fuese parecida a estar en la calle en ese momento. Algo natural.

Por otra parte, en Qwasap no se puede contactar privadamente con nadie. La función de ver el perfil de Telegram de cada usuario está desactivada. Solo podrás contactar privadamente con una persona que chatee contigo en Qwasap en el caso de que esa persona quiera.


¿Qué más?

Tenemos una enorme cantidad de ideas para mejorar Qwasap. Esto es solo una presentación inicial. Te agradecemos mucho que lo pruebes (teniendo en cuenta que está empezando y aún no habrá gente por ahí usándolo). Déjalo en tu Telegram. Un día, ya lo verás, te será de gran utilidad. Ya lo puede ser, desde luego, si lo usas para compartir ubicaciones con otros.  Pero habrá más, mucho más, en lo que le terminarás sacando un buen partido.

Gracias por leerme. Me hacía mucha ilusión presentarte este proyecto.

Más información en la web de Qwasap: https://qwasap.com

sábado, 7 de mayo de 2016

Si no tienes Telegram, igual te estás perdiendo algo muy importante.

Ultimamente Telegram ocupa una gran parte de mi tiempo en linea; por muy diversas razones. Pero, sobre todo, por algunas que deberías conocer.

No hace falta que subraye que Telegram es uno de los mejores clientes de mensajería instantánea que existen. Así que no lo subrayo.

Pero es que su evolución es tan dinámica y brillante que se está transformando en la utilidad total. Me explico.

Ya sabrás que, aparte de servir para comunicarse con tus contactos como cualquier otra aplicación de mensajería, Telegram tiene:

1) Grupos. Que pueden ser muy, muy grandes. Puedes crear los que quieras con quienes quieras o puedes participar en otros. Y los hay de todo tipo. Los grupos son los nuevos

foros en Internet aunque todo fluye de una forma mucho más dinámica e instantánea. Participar, por ejemplo, en un grupo centrado en un tema supone disponer de un caudal inagotable de ideas en continuo intercambio. Para casi  para cualquier tema que imagines, habrá un grupo. Como también se puede buscar texto dentro de un grupo y, además, se pueden usar #hashtags localizar información o conversaciones específicas es muy fácil.

Un uso muy extendido de los grupos es la práctica de idiomas. Encontrarás cientos de grupos de estudiantes y practicantes de los idiomas más diversos y a cualquier nivel. Una buena manera de empezar es ver los que va presentando @TumblrLanguages_bot.

Puedes echar un vistazo a algunos grupos aquí: Grupos Telegram aunque, desde luego, hay más sitios donde mirar.

2) Canales. Aquí solo los administradores del canal publican. No hay conversaciones solo publicaciones. Desde luego, podría ser una forma moderna de bloguear pero, sobre todo, es una forma magnífica de compartir información sobre temáticas diversas que pueden ser: noticias, ideas, artículos... bueno, lo que quieras, incluso publicaciones de otras redes sociales. Naturalmente, hay canales de lo más diverso y, sin duda alguna, de lo más interesante. Cualquiera puede crear un canal y, si su contenido es bueno, llegar a tener muchos miles de seguidores que serán lectores más ávidos que los que puedas llegar a tener en cualquier blog.

Como ejemplo de canal muy modesto, uno mío: uLinks, en el que publico en forma de gotitas algunos enlaces muy útiles que voy encontrando por ahí. Pero si eres persona aficionada a leer, ya sea revistas, periódicos o libros, no te puedes perder KioskoTotal o el de ePubLibre. Por supuesto, hay todo un mundo que descubrir en los canales. También puedes buscar dentro de ellos o a través de los #hashtags. Los propios administradores de canales con una rica información suelen publicar de cuando en cuando listas ordenadas de todo el material disponible; tal como hacen en Discografías en Full Music Albums o en Auriculares 320 Kbps, por citar algunos relacionados con música. Y, por citar uno muy educativo relacionado con el aprendizaje del idioma inglés: Words and Idioms.

Para ver un listado (no exhaustivo) de canales, puedes acceder a este otro canal de canales: canalestelegram

3) Bots. Aquí quería yo llegar, al punto que está suponiendo toda una revolución y está cambiando la forma en la que entendemos los dispositivos móviles. No te voy a contar in extenso lo que hacen los bots. Se resumiría en que pueden hacer TODO. O... vale... lo acepto, casi de todo. Pero hagamos un inciso para que puedas vislumbrar la importancia de los bots en Telegram.

Un bot puede hacer cosas que, desde luego, también hacen las aplicaciones. Pero, ojo, que aquí viene lo importante:

¿Por qué querrías instalar una aplicación más cuando puedes conseguir lo mismo con un bot que funciona con una aplicación que ya tienes instalada?

Lo único que se me ocurre es que la aplicación puede ser más bonita.

Pero, a cambio, tendrás que asumir en diversos grados:

- Una aplicación ocupa espacio adicional.
- Una aplicación consume RAM.
- Una aplicación (sobre todo si se ejecuta en segundo plano o debe despertar al cerebro del móvil para actualizar su info cada x minutos) gasta batería.

Además, es una locura tener el móvil lleno de aplicaciones específicas para, por ejemplo, diversos medios de comunicación o blogs que te gusta consultar. Ahora, cada vez más webmasters son conscientes de que Telegram es un lugar idoneo para montar un canal o un bot y proporcionar a tus lectores las noticias o artículos según se vayan produciendo (normalmente el titular, una reseña, foto y el enlace).

Dirás: ¿qué diferencia hay entre un canal y un bot?. Pues, básicamente, en un canal se publica contenido específico para ese canal, al menos en teoría un buen canal debe ser así, administrado por humanos. Un bot publica automáticamente contenido de una o varias fuentes (ejemplos: elPaisBot o MeneameBot)
Pero, ojocuidao... los bots son mucho más que eso. Hay bots capaces de hacer cosas mucho más complejas que ir mostrándote noticias.

También hay lectores de fuentes RSS. TheFeedReaderBot te permite añadir tus fuentes, incluso importar un archivo opml que contenga hasta 100 fuentes RSS. Pero ese no es el límite. Puedes añadir las que quieras, cambiarlas, eliminar las que no quieras y dejarlo a tu entero gusto y satisfacción. A partir de ahí, las noticias te llegan según se van produciendo en cada fuente. Es una maravilla. Obviamente, cuando tienes muchas fuentes configuradas acabas desactivando notificaciones; pero es abrir Telegram y poder enterarte de todo. En conclusión, ya no necesitas una aplicación aparte como lector RSS.

¿El diccionario de la RAE? @RaeBot. Funciona incluso en medio de cualquier conversación. Basta escribir @raebot palabraquequieras y te saldrán todas las acepciones instantáneamente. Pulsas en la que quieras, y listo... la compartes con alguien. Naturalmente también puedes consultar el bot para tí mismo.

¿Qué quiero saber el precio actual del Bitcoin en Euros o Dólares? @TickerBTC_bot

O bien, necesito un monedero con bolsillos en varias divisas para enviar, recibir,pagar...   puedo usar @octopocket_ES_bot que, además permite transformar Bitcoins en otras divisas usando un cajero automático. Hablé de Octopocket aquí: Telegram como monedero Bitcoin.


Los bots normales funcionan cuando los estás usando específicamente. Los bots inline, además, pueden ser invocados en cualquier conversación.

Ejemplos de bots inline son:

@Bing el buscador Bing en tu Telegram
@gif buscador de gifs animados
@vid buscador de videos
@youtube busca en Youtube
@pic buscador de imágenes
@dictionbot práctico diccionario inglés-inglés
@a8bot traductor multilingüe

Pero, sigamos con bots que hacen las funciones de una aplicación.

Supongamos que quiero consultar el tiempo en alguna localidad de España:

@eltiempoBot es perfecto. Puedes pasarle la ubicación que quieres de diferentes maneras, incluyendo la de escribir sencillamente el municipio. Y así puedes consultar la previsión a tres días o recibir alertas determinadas.

De acuerdo, de acuerdo... no es esa maravilla visual de las mejores aplicaciones meteorológicas. Pero si quieres información lisa y llana sobre el tiempo que va a hacer, no necesitas más.

Más internacional es @the_weather_bot aunque hay un buen puñado de bots del tiempo y su número, funciones, opciones y aspecto visual de la información que ofrecen es cada vez más impresionante.

Para acceder a un listado inicial (no exhaustivo) de bots, también hay canales como BotList.

No tengas miedo a probar bots. Simplemente pulsas en cualquiera que te llame la atención en esas listas y le das a iniciar/start. Luego ya sigues las instrucciones, miras las opciones, etc. Si no te interesa, pulsas el icono del bot (o el botón derecho / pulsación prolongada del dedo sobre su nombre) y "stop and block bot" o bien la opción /stop que suelen tener. Si no quieres ni verlo en tu lista de contactos basta con elegir "delete conversation".
Los bots son información, interacción, juegos (sí, juegos), búsquedas, conversión de archivos, descargas, imágenes, humor... el límite es la creatividad de cada desarrollador. Esto apenas está empezando.

También hay un bot que te presenta a otros bots: Telegram Store Bot. Puedes configurarlo en tu idioma y el idioma de preferencia de los bots que te vaya enseñando así como la frecuencia con la que quieres que te muestre nuevos bots. O puedes visitar la web de Store Bot.

Es cierto que algunos otros clientes de mensajería están interesándose por los bots, pero todavía no hay ninguno que haya alcanzado el nivel de Telegram.

Lo que sí parece muy claro es que los bots han venido para quedarse, ofrecen interesantes ventajas para nuestros supersaturados móviles y debes conocerlos porque si no te estás perdiendo una parte muy importante de esta historia.





jueves, 10 de marzo de 2016

Nuevo blog sobre bitcoin y criptomonedas

La categoría "Bitcoin" en este blog ha tenido hasta ahora un peso importante. Tanto que ya se iba mereciendo un espacio propio. Y por fin, ya lo tiene.

Los que escribimos sobre Bitcoin lo haremos a partir de ahora en CRIPTOMONEDAS FAVORITAS.

Lo más interesante es que no sólo abordaremos todo lo relativo al Bitcoin sino que lo ampliamos al enorme y fascinante mundo de las criptomonedas.

Algunos de los artículos sobre Bitcoin de este blog serán también revisados y actualizados en ese nuevo espacio.

Ya hay algunos artículos de gran interés para no quedarse atrás en el conocimiento de la nueva economía digital:

- ¿Por qué el valor del Bitcoin va a caer este año?

- ¿Cuántas criptomonedas hay?

- Cómo conseguir bitcoins gracias a otras criptomonedas.

- Las criptomonedas son mucho más que monedas.

Ya sabes, volcaremos ahí, como siempre, la mejor información sobre Bitcoin y criptomonedas. Te aconsejamos encarecidamente que no dejes de visitarnos a menudo. El conocimiento compartido es mucho mejor; y contribuye a cambiar el mundo positivamente.

sábado, 30 de enero de 2016

Los mejores canales de Telegram

El crecimiento de Telegram es espectacular. Y no es extraño porque, a pesar de que mucha gente es animal de costumbres y se quedan con el primer cliente de mensajería que han aprendido a usar (ya sabemos cual) las características de Telegram son imbatibles por privacidad, seguridad, economía de batería y un universo propio de utilidades increibles.

Por ejemplo, los canales. Una función en crecimiento exponencial. 

¿Qué son los canales?

Vías de información creadas por usuarios para difundir lo que sea entre todos los otros usuarios que participen de ese canal.

En este caso, solo los administradores del canal pueden publicar. No hay posibilidad de comentar o responder. Pero eso no le resta un ápice utilidad, sino todo lo contrario. Es una forma espectacularmente fácil de acceder a información o cosas para descargar sin límites ni distracciones innecesarias.

Crear un canal es tan fácil como participar. En realidad, todo en Telegram es muy fácil aunque hay gente que se atasca con cualquier cosa cuando sale de Whatsapp.

Así que, para experimentar lo que es un canal, os presento una pequeña selección. Si tienes instalado Telegram, bastará con hacer clic en cualquiera de los enlaces. Puedes ver cualquier canal sin ni siquiera participar en él. Pero si quieres recibir las actualizaciones en tu Telegram, bastará que una vez dentro pulses "Join" o "Suscribir".

Vamos allá con algunos buenos canales.

Noticias frescas sobre Telegram@NewsTelegram (en inglés), @features   (en inglés), @TUTO_gram (ideas y tutoriales sobre Telegram, en español) y, como no, un canal para descubrir buenos stickers: @StickersHQ

Libros y revistas@kioskototal@LIBROSKOBO@Biblioteca_Digital

Música@neteaseES (info en español sobre el acceso extraoficial al sitio de música chino), @musichits@auriculares (música y listas en máxima calidad), @fullmusica (albumes desgranados canción a canción), @bestofhiphop@hightunes,

Películas en V.O.S.E@Sala_VOSE

Series@SeriesGram (cada serie tiene su propio chat), @SalaSeries y @SeriesGramVO (versiones originales con subtítulos).

Documentales@DocusGram (igual que su hermano de series)

Gifs animados divertidos@Funny_gif

Frases, acertijos y poesía@accionPoetica (no podía faltar), @Frases (frases bonitas en imágenes bonitas que a mucha gente le encanta enviar y reenviar sin control), @SomosMundo@Acertijos,

Wallpapers: @fondos_de_pantallas_HD@onlywallpaper (especial para móviles), @jwallpapers.

Curiosidades@EsCuriosidad (proveedor de datos curiosos)

Humor@chorradastelegram@failsrussia, siemprelacago@carcajadas@humorvariado.

Incluso el partido político español Podemos, pionero en la utilización masiva de nuevas vías de información en Internet, tiene su propio canal como espejo de su actividad en Twitter: @twitterpodemos. Hasta tienen canales específicos por comunidades autónomas, por ejemplo: @NoticiasPodemosCanarias. También hay canales de secciones de algún otro partido, por ejemplo, los animalistas de IU @AnimalistasIU.

Con esta breve selección espero haberos abierto el apetito ja ja. El crecimiento de esto es tan rápido y espectacular que es imposible abarcarlos todos. Hay canales y temáticas para todos los gustos. Afortunadamente, para eso, también hay canales, por ejemplo: @canalestelegram.

Disfruta a tope tu Telegram y dile adios a Whatsapp.


martes, 1 de diciembre de 2015

¿En serio USA ha dejado de espiar los teléfonos móviles?

El 11 de septiembre de 2001 la National Security Agency (NSA), a raíz de los atentados a las torres gemelas, comenzó un programa de monitorización pasiva de las telecomunicaciones. Esto significaba, nada menos, que pasar por filtros todas las conversaciones y mensajes telefónicos de los ciudadanos. Quince años más tarde, la dirección de la Inteligencia Nacional anunció que ya no se accedería más a los datos para su análisis.

En realidad, este supuesto movimiento en pro de la privacidad se debe a las revelaciones efectuadas por Edward Snowden, que provocaron una gran actividad en defensa de la privacidad de las comunicaciones y, en consecuencia, un aparente atenuamiento de las leyes.

¿Entonces, es verdad... el gobierno de USA ya no espiará más a sus ciudadanos? ¿El mundo está pegando un giro hacia la libertad?

 Ay, criaturillas. Desgraciadamente, no.

Si bien esta noticia se ha difundido por todos los medios del mundo, las cosas no van precisamente en ese sentido. Se ha creado una nueva alarma social: el terrorismo islamista. Y eso asegura que muchos gobiernos tienen excusa para reforzar sus medios de control sobre la ciudadanía.

España no es una excepción; y ha decidido apostar firmemente por el camino del espionaje ciudadano con los medios sofisticados que utilizan al menos otros 25 países más. Y eso invirtiendo una cantidad obscena de dinero, en momentos en los que la preocupación principal de mucha gente es poder comer, pagar la calefacción o poder cuidar dignamente a sus ancianos o personas dependientes, por ejemplo.

Nada hay más goloso para el ejercicio del poder que tener acceso a todas las comunicaciones de los ciudadanos. No, amigos y amigas, el terrorismo islamista no es una amenaza inminente. Cierto que puede convenir estar alertas pero nada justifica desplegar medios que permiten espiar correos electrónicos, chats, redes sociales y conversaciones telefónicas. Eso es tanto como suponer intenciones nobles y puras en quienes ejercen el poder. Y, de verdad... es muy de gilipollas.

Pero, entonces... en USA dejan de espiar a los ciudadanos ¿sí o no?.

Pues no. USA seguirá espiando como siempre, cuando quiera y le apetezca. Lo único que ha sucedido es que ha dejado de recopilar información de manera continua. Principalmente porque se habrán dado cuenta de que es mucho mejor y más barato hacerlo de otra manera. No es necesario que esté monitorizando y guardando información continua sobre las llamadas particulares de los ciudadanos. Ahora simplemente se exige a los proveedores de telefonía e Internet que guarden todos esos metadatos durante al menos 180 días, durante los cuales pueden solicitárselos cuando lo crean conveniente. Sencillo ¿eh?. Si es que en cuestiones económicas siempre han sido muy listos.

Y, fíjate bien, estamos hablando de metadatos de llamadas telefónicas (identidad, horas, emisor, receptor...). No estamos hablando de Internet, terreno donde la NSA continuará espiando y recopilando cuanto quiera.

El miedo al terrorismo está justificando la absoluta pérdida de privacidad. Y, lo peor, es que mucha gente está creyendo que el control de las comunicaciones privadas está totalmente justificado. Y todo por la cortedad mental de no entender el transfondo del asunto. Frente a amenazas como la de EI hay dos caminos:

1) Cortar radicalmente todos sus medios de financiación y suministro de armas.

2) Incrementar hasta lo absurdo e intolerable el control de la ciudadanía.

La primera vía ni siquiera se considera. Al fin y al cabo, hay mucho dinero en juego, alianzas contra natura, petroleo, gas natural y una boyante industria armamentística. Pasteles todos ellos demasiado atractivos para este sistema ultraneoliberal. ¿Cómo va a plantearse siquiera este punto un país cuyo ministro de Interior es accionista de empresas armamentísticas? Ridículo, ¿verdad?

La segunda hasta parece encajar como un guante: se amplifica el miedo y el control férreo de las comunicaciones parece casi hasta natural. El gran problema es, como estamos ya cansados de ver, que lo mismo se pueden buscar a terroristas como mantener bajo estricta vigilancia cualquier atisbo de oposición. Y no, la oposición no es otro partido político. Usualmente termina siendo la gente que no cree en este sistema y empieza a hacer cosas lógicas como cooperar, autogestionarse o difundir ideas similares.

Desde hace ya casi incontables años luchamos por un mundo libre. Internet, desde luego, pudo ser un gran avance en este sentido. Pero antes de que a quienes siempre se reparten el mundo se les vaya esto de las manos harán todo lo posible por utilizarla para su propio beneficio. Hacérselo difícil es una obligación para cualquier ciudadano/a responsable.

No se lo pongas fácil.

- Usa siempre software de código abierto (cualquiera puede examinarlo).

- Utiliza clientes de mensajería mucho más seguros. No es tan complicado pasarse de Whatsapp a Telegram, por ejemplo. En serio.

- Cifra tus comunicaciones. Son tuyas.

Hay infinidad de cosas sencillas que puedes aplicar al igual que puedes desear hacerlo en otros asuntos como, por ejemplo, no comprar marcas sobre las que planeen dudas de su caracter explotador (incluyendo el trabajo infantil). En materia de seguridad y privacidad harás un gran servicio a todos si no facilitas que nos espíen.

Este blog está lleno de sugerencias para empezar. Indaga un poco. Pero aún te voy a decir algo más contundente: en la medida de lo posible no uses Windows, utiliza un sistema operativo libre como Ubuntu. Es maravilloso.

Y aún más: piensa seriamente en dejar Android. Es un sistema operativo estupendo para quien desee acceder a tus datos. Desde luego, Google puede hacerlo sin mayor problema. Te voy a pedir muy solemnemente que en el 2016 pienses en un Ubuntu Phone. Si te parece muy radical la transición (en este momento si, es bastante radical), el próximo año muchos más vais a desearlo. Particularmente, en vez de renovar tu móvil cambiándolo por otro carísimo con Android, estate atento/a al próximo BQ Ubuntu Edition, el que sacarán alrededor del mes de abril próximo. Ese teléfono valdrá la pena. Casi te lo puedo asegurar.

Aquí puedes echar un vistazo a mi vida con Ubuntu Touch. Nada es especialmente fácil en esta fase de su (acelerado) desarrollo. Pero soy mucho más feliz.


domingo, 8 de noviembre de 2015

Estas son las apps más útiles de Android.

Ahora que abandono Android, sin animadversión alguna, escribiré mi testamento a modo de guía para nuevas generaciones de frikis. Os hablaré de las aplicaciones más útiles que he usado en este sistema operativo.

Android me ha acompañado desde sus titubeantes comienzos. Puedo decir que conseguí prácticamente trabajar en Android como si de un PC se tratara, con un Samsung Galaxy SIII y solo un ligero plus de incomodidad.

Es que el universo Android ha progresado mucho y, desde luego, dispones de aplicaciones para casi todo. Por tanto, espero que esta pequeña guía te pueda ayudar a mejorar tu experiencia Android.

Pero, espera, espera... ¿no dices que abandonas Android?

Así es. También dije que soy muy friki. Y mis necesidades de seguridad y privacidad son obvias para quien me conozca virtualmente desde hace tiempo. He regresado a la edad de piedra móvil. Ahora utilizo Ubuntu Touch. Pero no os llevéis a engaño que las cosas tecnológicas avanzan a velocidades de asombro. Si ahora os da risa, espero que hablemos en otros términos en poco tiempo.

Vamos al lío.

Y sí, si quieres que tu móvil no te controle a ti, necesitas ser root.

Nuevamente, no voy a tratar el tema root. Tendrás que investigarlo por tu cuenta si no sabes del tema. Pero adquirir privilegios de root es fundamental para modificar tu teléfono a tu entero gusto y satisfacción. Así que no me andaré por las ramas. Hazte root y dueño/a de tu móvil. Luego instala una ROM que te enamore. Mi favorita es Resurrection Remix, Android en toda su gloria, que es, como su nombre indica, una mezcla de lo mejor de otras grandes ROMs. Esto te permite, además, pasar completamente de Google o instalar solo los archivos o Gapps mínimas. Naturalmente has de buscar las adecuadas para tu versión de Android.

En todo caso, estas son algunas de mis aplicaciones favoritas.


Para instalar de otras fuentes que no sean la tienda de aplicaciones de Google has de activar "fuentes desconocidas" en tu móvil. Pero eso puede que ya lo sepas, que a veces me enrrollo demasiado.

F-Droid.- porque además de la AppStore de Google existe este magnífico directorio de aplicaciones opensource. Debes tenerlo y buscar algunas de las maravillas que contiene.

Adaway.- el mejor bloqueador de publicidad que existe. Imprescindible. Actualiza las fuentes con frecuencia y no verás un solo anuncio protegiéndote además contra el posible malware que puedan intentar instalar. Requiere root.

Greenify.- permite automatizar el cierre o hibernación de aplicaciones que funcionan en segundo plano. Bien usada consigue un ahorro de batería espectacular. Requiere root aunque en las últimas versiones puede trabajar aceptablemente sin este requisito.

AFWall+.- con esta aplicación le dices al sistema qué aplicaciones pueden conectarse a Internet diferenciando incluso entre Wifi y datos. Cada vez que instalas una aplicacion AFWall+ te recuerda que puedes especificar esto. Así no tendrás sorpresas con aplicaciones que se conecten a Internet sin que lo sepas. Requiere root.

SDMaid.- potente limpiador del sistema. Para mantener tu Android impecable. Olvídate de otras aplicaciones populares pero poco fiables.

KeePassDroid.- uno de los mejores gestores de contraseñas. Puedes guardar encriptados todos los datos que quieras y acceder a ellos desde cualquier dispositivo con un sencillo truco. De esta forma, controlas tus cosas pues no dependes de un servicio de terceros.

Orbot + Orweb.- te permitirá usar la red TOR para navegar. Hay varias opciones en el artículo al que lleva este enlace, incluyendo el genial Orfox que es una derivación mucho más segura del navegador Firefox para móviles. En ese artículo te indico cómo conseguir este navegador. También puedes configurar Orbot para que "torifique" todo el tráfico de las aplicaciones de tu móvil.

Surfeasy.- en primer lugar regístrate en este fabuloso servicio de VPN (Virtual Private Network). De esta forma consigues una cuota de tráfico adicional a su ya generosa oferta gratuita. Luego puedes instalar su aplicación y podrás conectarte a Internet sin revelar tu IP así como simular que te encuentras en otro país que te convenga para acceder a servicios restringidos por areas geográficas. También puedes ganar más más Mb mensuales mediante sencillas acciones. Así que puede que no necesites una cuenta de pago que, por otra parte, es muy económica para el beneficio que proporciona.

Signal Private.- la mejor aplicación para sms y llamadas protegidas mediante cifrado.

Surespot.- una gran, gran aplicación de mensajería encriptada.

Telegram.- por supuesto, es posiblemente la mejor aplicación como alternativa al eternamente malísimo Whatsapp. Le da 20 vueltas. Intenta usarla, en serio. Además, podrás utilizarla desde cualquier dispositivo, incluyendo tu PC.

G2Reader.- es un lector de fuentes RSS no muy conocido pero muy práctico. Es el que utilizo. En su versión gratuita permite agregar hasta 100 fuentes lo cual es suficiente para la mayoría de usuarios.

Nuzzel.- te permite ver fácilmente y de una forma elegante las noticias y enlaces que está compartiendo la gente que sigues en Twitter y/o en Facebook. Es muy práctica.

Flipboard.- desde luego, es una enorme maravilla para ver información, artículos y noticias que te interesen. Probablemente ya la conozcas. Aprovecho para decirte que eches un vistazo a algunas de las revistas que he creado por si son de tu interés.

K9Mail.- el mejor gestor de correo si tienes cuentas SMTP. Permite también configurar otras como las de Google y demás servicios web. Al principio puede requerir investigar un poco cómo hacerlo pero una vez que funciona es espectacularmente práctico.

PowerWriter.- es una aplicación muy sencilla. Sirve para escribir y para eso lo hace de maravilla.

ClipStack.- gestor de portapapeles. Conserva todo lo que cortas o copias hasta que tu decidas eliminarlo. Ideal para guardar trozos de texto que puedas volver a usar. Se conservan incluso aunque reinicies el móvil.

Tinfoil for Android.- no me gusta Facebook pero confieso que, a veces, he tenido que experimentar y/o cotillear. Por supuesto, nunca me instalaría la aplicación oficial ni su mesenger entre otras cosas porque son el mayor comebatería que se ha inventado. Pero con esta sencilla aplicación podrás utilizar la versión móvil de Facebook que es casi idéntica a la aplicación. Y con algunas ventajas respecto a la privacidad.

Gapps Browser.- te facilita acceder a servicios de Google sin necesidad de instalar aplicaciones suplementarias. Dicho de otra forma, es una manera cómoda de acceder a servicios de Google evitando que esas aplicaciones extraigan datos de tu teléfono.

WebApps.- parecida a la anterior pero orientada a muchos otros sitios web con versión móvil que puedes añadir y transformarlos en una especie de aplicación web. La ejecución de esos sitios se lleva a efecto en un entorno aislado por lo que la privacidad es mayor. Es muy práctica una vez que le pillas el truco.

Rabido.- comprime y modifica el tamaño de tus fotos. De esta forma evitarás enviar fotos enormes y pesadas a la gente. Es muy sencilla y lo que hace lo hace bien.

Photo Info Eraser.- permite ver los metadatos de tus fotos y borrarlos. Así no vas desparramando información sensible por ahí cuando las compartas. Lo interesante es que deja intacta la original y crea una copia sin metadatos en otra carpeta. Ojo, contiene publicidad pero si usas Adaway ni la verás. Por otra parte hace mucho que no la uso porque mi cámara no adjunta metadatos pero recuerdo que en alguna ocasión me sirvió.

Cerberus Anti-Robo.- es una de las más completas suites antirrobo porque permite controlar casi totalmente el dispositivo a distancia: hacer fotos, grabar sonido, lanzar mensajes de alerta, disparar alarmas, obtener su posición o incluso borrarlo totalmente interactuando desde un PC, otro móvil o mediante mensajes sms. Tiene un costo único de menos de 5 dólares que te permite usarla de por vida en hasta 3 dispositivos. Si te preocupa perder el móvil debes tenerla. Debes asumir, eso sí, que muchos datos de tu teléfono pasarán por el servidor de Cerberus.

AndFTP.- si necesitas una aplicación para subir o descargar archivos a tus propios servidores o a los de un hosting que tengas contratado. Si no eres webmaster no la necesitas.

DroidEdit.- un estupendo editor de código. También, como la anterior, muy útil si eres webmaster o programador.

Y bueno... ya es suficiente. Desde luego, usaba muchas más pero ya se trata de asuntos más específicos que harían esta lista muy larga.

Valga esta, por tanto, como testamento de mi muy agradable vida en Android. Nos veremos, pero desde Ubuntu Touch ;-)

miércoles, 21 de octubre de 2015

Dejar de fumar engorda

No. Lo que engorda es todo lo que tragas en ese proceso.

En realidad, dejar de fumar es curioso y pasan cosas. Si las conoces y las experimentas conscientemente, mejor para ti.

A mi me gusta fumar. También es cierto que suelo fumar tabacos de calidad (algunos incluso huelen bien) y casi nunca en formato cigarrillo industrial. Pero me gusta. Y soy adicto a la nicotina. Y también me gusta. De hecho, me encanta la nicotina.

Partiendo de esa base se entenderá que para mi, dejar de fumar es un experimento voluntario.

Mucha gente deja de fumar porque está mal. O sea, por miedo a estar muy jodido. Pero también puedes dejar de fumar porque te da la gana. Eso es una mejor motivación.

He explorado una vez más, voluntariamente, el proceso de dejar de fumar. Y ahora me apetece explicarte un poco lo que ocurre a modo de pequeña guía. Si te apetece leerlo, adelante.


DEJAS DE FUMAR Y ENGORDAS

Ya lo he dicho: NO. Dejar de fumar no engorda. Lo que ocurre es un fenómeno realmente interesante:

De repente dispones de una enorme cantidad de energía

Y eso, si no sabes qué hacer con ella termina exteriorizándose como nerviosismo y un mal humor que te cagas. Básicamente es el mal humor mañanero multiplicado por tres o cuatro. Porque el mal humor mañanero característico del fumador no es otra cosa que el exceso de energía disponible por la abstinencia nocturna.

Entonces, como no sabes qué hacer con esa catarata de energía te dedicas a comer y comer hasta que el proceso digestivo requiera tanto flujo sanguineo que disminuya la circulación en el cerebro y el subidón de glucosa haga su parte como droga de la felicidad. Y ahí, sí... engordas.


Y DE REPENTE FALTAN LLAVES

No debemos perder de vista que la nicotina ocupa receptores destinados originalmente a la acetilcolina. No es sencillo determinar qué hace esa llave en esa cerradura porque en biología celular las cosas no son tan simples como en la vida física: una llave distinta en la misma cerradura puede provocar efectos diferentes.

Lo que está claro es que la nicotina ejerce una acción benéfica y temporal sobre la memoria, la capacidad de relajación muscular, la atención, la memoria e incluso el sueño. <(= he repetido memoria, lo que indica que mi nivel de atención no es igual que fumando. Pero queda chulísimo como ejemplo).

De repente, al dejar de fumar, todos esos receptores están sin ocupar y el cerebro acusa la falta de esta recompensa porque realmente la nicotina (como la acetilcolina) activa areas cerebrales relacionadas con mecanismos de recompensa.


¿QUÉ HACER?


Me he prometido hacer este artículo breve. Normalmente fumaría una pipa y me enrollaría mucho más. Pero como estoy bajo los efectos de la abstinencia en breve tendré que hacer alguna otra cosa así que quiero terminar esto más rápido. Eso va a ser bueno para el lector medio.

1) Canalizar esa energía. Hay muchísima energía disponible. Si tu vida está llena de actividad, estupendo. Pero si te pilla en el sedentarismo lo que vas a hacer es comer y comer y comer y comer. Por tanto, el primer asunto es aumentar la actividad física. O sea, hacer cosas físicas: cortar leña, ir al gimnasio, salir a correr, machacarte de mil maneras. Aprovecha, hay mil cosas que puedes quitarte de encima con tu nuevo estado de actividad frenética. No pares.

2) Meterte algo en la boca. Si, lo que quieras, incluso lo que estás pensando. O sea, comer. Vas a querer comer pero aquí es dónde interviene la parte inteligente. Dejando al margen cosas no comestibles que puedas meterte en la boca, que están bien. Las comestibles deben ser absolutamente bajas en calorías. Esto es crucial si no quieres alcanzar las más altas cimas de la masa. No te puedo dar muchas ideas porque gustos hay de todas clases. Yo, personalmente, mastico cantidades inusuales de manzanas e incluso todo tipo de verduras crudas. Beber agua, infusiones, te, café, está bien. Pero siempre diré: ojo a las calorías. Si bebes cosas azucaradas engordarás seriamente. Aprovecha este momentazo "dejar de fumar" para ensayar estilos de vida más saludables. Masca todo lo que puedas: palitos de regaliz, chicles (¡SIN AZÚCAR!, que luego dirás que no te ha funcionado y has engordado misteriosamente). En resúmen: come, bebe y mastica cada vez que te apetezca pero ten muy claro lo que comes, bebes y masticas. Evita comidas copiosas que ya estás comiendo a lo largo del día.

3) Nicotina por otras vías. Sí, ya se que mucha gente dice: si quieres dejar de fumar hazlo sin concesiones. Pero la vida puede ser tan flexible como tú quieras. O sea, si tienes que ponerte parches de nicotina, bien ¿cuál es el problema?. Yo ya uso tabaco de otras formas. Por ejemplo, uso tabaco en polvo (rapé) para fumar en sitios en los que no se puede fumar, como en el cine. Así que, en mi experimento de dejar de fumar de la forma habitual, me he permitido usar rapé. El subidón de nicotina es rápido pero poco duradero. O sea, el globo nicotinero es majo pero se diluye también rápidamente. Está bien. Al tercer día o así notas que vas necesitando menos nicotina así que sería el momento de ir graduando a menos la dosis. Sin obsesionarse.


EN RESUMIDAS CUENTAS

Si quieres dejar de fumar lo puedes hacer cuando quieras. No es tan malo disponer de tanta energía de repente, solo hay que procurar utilizarla y no con la gente que tienes delante. La mejor motivación para dejar de fumar y para cualquier otra cosa es hacerlo porque te da la gana. Y punto.



miércoles, 16 de septiembre de 2015

Cómo usar Twitter en el móvil con TOR

Que desde este pequeño blog llevamos años haciendo una cruzada para que pienses más en tu privacidad es bastante obvio.

Pero la privacidad (ya ni siquiera digo el anonimato) en los dispositivos móviles es un asunto extremadamente complejo.

En esta ocasión vamos a ocuparnos de Twitter. Si no usas Twitter este artículo te dejará indiferente. Si usas Twitter pero te la suda el tema privacidad, también. De hecho, ya me extrañaría que estuvieras leyendo esto.

Ahora bien, usas Twitter y sabes o sospechas que esta red social es el segundo de los objetivos básicos de todo buen gobierno controlador o departamento de policía que se precie.

¿El segundo? Si, porque el primero, obviamente es Facebook. ¿Y Google? Bueno, Google es el mar en el que navega casi todo el mundo. Es casi inabarcable.

Si piensas que Google (o Facebook) lo saben casi todo de ti, acertarás. Tanto Google como Facebook pueden procesar millones de datos cada segundo. Ah, la Big Data. Sus ansias de saberlo todo son infinitas.

Hace tiempo te hablé de vivir sin Google. Facebook mejor ni tocarlo (si te interesa guardar alguna parcela de tu vida que sea solo para ti) porque puedes estar seguro que, aunque uses seudónimo, un email completamente nuevo para registrarte y tomes muchas y concienzudas precauciones... tus acciones, tus cotilleos, tus interacciones, tu IP, el proveedor de Internet que usas habitualmente, el navegador, tus visitas a esos sitios favoritos (que sí, Facebook y Google saben todo eso aunque no los estés usando en ese momento), tu marca de móvil, tus contactos, las dimensiones de la pantalla que usas y muchas cosas más te delatan. Solo así podrás explicarte que entre las amistades que te sugiera, oh navegante ninja, aparezcan de vez en cuando personas que conoces realmente. Algo aparentemente inocente pero, tenlo por seguro, producto de cruzar millones de datos, a veces minúsculos, de tus movimientos en Internet. Hay muchas huellas digitales que vas dejando por ahí.

A ver, que me pierdo, vamos al grano.


Lo primero, tener claro que puedes navegar en Internet anónimamente.

F-Droid
Desde el móvil, me refiero. Así que vamos a recordar esto primero ya que será también la base para usar Twitter con fundamento.

Antes de seguir, te diré que si bajas las aplicaciones de la PlayStore de Google quedan marcas que te identifican (también si usas Amazon). De hecho, se sabrá que las has bajado de ese lugar y, claro, eso estará asociado a una cuenta de Google... en fin, para qué tirar del hilo. Estamos hablando del mar bravío que lo baña todo.

Por eso, antes de seguir, también puedes considerar tener Android sin Google. Pero, en todo caso, te recomiendo que utilices preferentemente software libre y para eso será recomendable que busques aplicaciones interesantes en F-Droid. Una vez que tengas esta tienda de aplicaciones, busca, descarga e instala lo siguiente:

1) Orbot. La aplicación que te permitirá conectarte a la red TOR y así ocultar
Orbot
totalmente tu IP. No es necesario tener permisos de root en tu dispositivo móvil para usarlo. Claro que si tuvieras el teléfono rooteado con Orbot podrías redirigir todo el tráfico de Internet a través de la red TOR creando lo que se denomina un proxy transparente. Sin root tendrás que usar un navegador adecuado y configurar cada aplicación por separado, pero no vamos a llorar. Así que, una vez instalado, lo pones en marcha con una pulsación larga en el botón central de la aplicación y te aseguras que en la configuración esté seleccionado lo de que se inicie cuando lo haga el teléfono.

Orfox
2) Orweb es el navegador que te recomendé otras veces para navegar por Internet usando Orbot. Pero existe uno mucho mejor. Lo que pasa es que todavía no está en los repositorios por defecto de F-Droid. No pasa nada. Puedes instalar el repositorio especial para desarrolladores. Je, je... estaba escondido. Navega a esa dirección con tu móvil o escanéa el código QT y elige abrir el enlace con la aplicación de F-Droid. Una vez incorporado ese repositorio le das a actualizar y ya puedes buscar ORFOX. Es un maravilloso navegador basado en Firefox (de hecho es prácticamente igual) pero con un montón de retoques para mayor seguridad y privacidad. Es el que te recomendaría ahora.


Con Orbot activado y Orfox como navegador ya puedes ir a Twitter y registrarte si te hace falta. O navegar por donde quieras.


El problema de las aplicaciones.

Que tengas Orbot funcionando no quiere decir que el tráfico de Internet de las
Configuración de Orbot
aplicaciones que tienes instaladas pase por TOR. Es más, probablemente no. Si no tienes rooteado el teléfono Orbot te servirá para navegar usando Orfox. Si lo tienes rooteado sí puedes elegir en la configuración de Orbot que funcione como un proxy transparente y torificar todo con lo cual sí, todo el tráfico de tu móvil (teóricamente) pasaría por TOR.

Pero eso no es siempre así y, ojocuidao, algunas aplicaciones tienen medios para evadir esta ruta. Y eso será algo que sucederá sin darte cuenta. De ahí la recomendación, cuando lo de la privacidad y anonimato debe ser una cosa muy seria, que solo instales aplicaciones no sospechosas. Absolutamente seguras son las recomendadas por el Proyecto Guardian. O, en un sentido más amplio, las que recomienda Prism Break.


¿Qué necesitas para usar Twitter sin regalar tu privacidad?

1) Obviamente, una cuenta en Twitter con cualquier nombre creativo registrada desde una cuenta de correo que no esté asociada a algo que te delate (por ejemplo tu número de teléfono o cosas así). Tampoco le des tu teléfono a Twitter, claro.

2) Usar la aplicación oficial de Twitter. Es verdad que mucha gente usa otras pero la aplicación oficial de Twitter ofrece la posibilidad de configurar un proxy, lo que es muy sencillo y necesario para que el tráfico de la aplicación vaya encriptado a través de Orbot. Así que en Configuración => General => Proxy marcas "habilitar el Proxy HTTP" e introduces los siguientes datos:

Servidor Proxy: localhost
Puerta Proxy: 8118

Esto le obliga a dirigir todo el tráfico a través de Orbot.

3) Desactiva la sincronización de datos de Twitter. Esto es importante ya que las notificaciones push no pasarían en ningún caso a través de TOR. No te pierdes gran cosa con eso. En todo caso, te ahorras molestias.

Asunto concluido.


La cara B

Aunque Twitter ha sido muy amable al facilitar el poder configurar la aplicación con los datos del Proxy hay quien dice que suele molestar a los usuarios de la red  anónima TOR bloqueándoles la cuenta por "actividad sospechosa". Por el momento juran que no tiene nada que ver con usar TOR pero cuando sucede se empestiñan en que para reactivarla has de dar el número de teléfono.

No caigas en la tentación porque entonces todo el rollo de defender tu privacidad se va a la mierda.

Si eso llega a sucederte puedes intentarlo con un número de teléfono gratuito de uso público. Mira esto: cómo recibir SMS sin tener teléfono. Elige un número en alguno de los sitios que proponemos ahí y espera a que te llegue el mensaje. Copia el código que te envíen y pégalo en la casilla de verificación de Twitter. Suele funcionar. Si un teléfono no les vale, hay más.

Y eso ha sido todo por hoy. La privacidad es un derecho. Disfruta Twitter, mientras puedas.

lunes, 14 de septiembre de 2015

Buscando el insulto definitivo.

Insultar, según la RAE, es ofender a alguien provocándolo e irritándolo con palabras o acciones.

Vaya por delante que no soy partidario del insulto gratuito o como un medio argumental cuando el pensamiento racional se agota o resulta superado por el razonamiento de otros. Es un uso muy común, lo sé. Pero prefiero el insulto como adjetivo calificativo para describir lo que no puede ser descrito de otra manera. Al menos, so pena de minimizar la actitud o el hecho.

El insulto descriptivo es útil porque, aún cuando genere ofensa, no deja de ser una manera contundente de calificar lo que sea, sin que pueda ser fácilmente pasado por alto.

Hay numerosos acontecimientos actuales o históricos que merecen el uso del insulto. O del adjetivo fuerte, rotundo o, incluso, malsonante. Y como los acontecimientos son, en muchos casos, provocados por personas o colectivos es precisamente a dichos seres a quienes debemos dirigir el insulto.

Un insulto no debe ser nunca algo que pase desapercibido. Esa es precisamente su magia: poner de relieve el acto nefasto. Señalar al responsable en tanto y en cuanto no exista en él pesar, contricción ni propósito de enmienda.

De otra manera, no tendríamos una forma seria de dirigirnos a quienes pergeñan políticas de miseria, a los corruptos que malversan los dineros de la gente y las obligan a malvivir, a los que recortan derechos, a los que dejan morir indolentemente a quienes tratan de buscar refugio en otras partes de este mundo que es tanto de ellos como de cualquier otro, a los que torturan animales por deporte o diversión, a tantos y tantas que contribuyen a hacer de este espacio común algo manifiestamente perverso.

Dicho esto, me propuse buscar un insulto definitivo. Algo claramente descriptivo, notoriamente malsonante, potente como un sopapo con toda la mano abierta. Y no ha sido fácil. De hecho, aún dudo que los hallazgos de esta pequeña aventura sean verdaderamente definitivos. Porque, al fin y al cabo, todo evoluciona y cambia. Y el lenguaje es tan variado y está tan vivo que, posiblemente, siempre acabe apareciendo otra palabra que termine por superar a la anteriormente elegida.

He contado con la colaboración de algunas amigas y amigos en Twitter, a quienes cito al final de este artículo y, ya de entrada, recomiendo seguir porque siempre tienen muchas cosas interesantes (incluso divertidas) que aportar.


Condiciones previas

El insulto definitivo no debe insultar secundariamente ni paralelamente a ser vivo alguno que no se lo merezca. Por tanto, no vale por ejemplo: hijo de puta (que ni ser puta ni madre merece que le alcancen las desgracias que provoque su hijo o hija). Ni menciones a animales que suelen ser víctimas inocentes de los pervertidos estereotipos que asumimos los humanos. Ni palabras que también sean enfermedades o menguas involuntarias de cualquier tipo. Ni referencias a otros colectivos.

Con la condición anterior, la cosa no resulta ya tan fácil. En general estamos acostumbrados a pretender zaherir con referencias a otros prejuicios. Y todo eso termina creando sociedades insanas en las que consideramos en inferioridad a otras gentes basándonos en su raza o incluso preferencias. No, no puede ser ese el camino del insulto definitivo ideal.

Incluso el clásico español "gilipollas" no está exento de referencias indeseables. Según parece proviene del caló "gilí" con la acepción de tonto o lelo. Pero ser tonto o lelo no es, necesariamente, una condición voluntaria. Por lo tanto, no nos vale a pesar de su amplio uso y hasta graciosa sonoridad. Además, está tan gastado para asuntos insulsos que apenas mantiene el carácter y la firmeza necesaria para calificar lo incalificable.

Babaca es el equivalente a gilipollas en Brasil. Una bonita palabra de origen africano.


Por la vía de lo escatológico

Tras una interesante discusión, las mejores opciones parecen seguir este camino; el de lo escatológico, que es el de los excrementos. Así que ya tenemos la primera descripción para una persona cuyo comportamiento es inmundo, es decir, exento de la belleza moral necesaria para pertenecer a este mundo. O sea, un excremento.

Prácticamente todas las opciones que iban sonando mejor (en el sentido de esta búsqueda) marchaban, finalmente, por aquí: inmundicia, basura inmunda, escoria y mierda. Zurullo no, que da risa y se pierde la seriedad del asunto.

Curiosidad: escoria procede del griego skatos (excremento) y, aún más atrás en el árbol genealógico de las lenguas, del avéstico sker, con el mismo significado. De ahí, escatología en su acepción de estudio de las cosas excrementicias.


Terreno incierto

Muchos insultos carecen de la contundencia debida; ya sea por el uso excesivo o por su sonoridad humorística. También es cierto que la capacidad insultante de una palabra no está solo en sí misma sino también en la forma que se dice y en la actitud del que la vocaliza. En ese sentido, cuando son escritas pierden parte de su poder. Es el caso, por ejemplo, de pendejo que en origen se refiere a pelos del pubis y las ingles pero que se utiliza de infinidad de maneras distintas, especialmente en la América hispanoparlante.


Lo insano, lo maligno, lo perjudicial

Es evidente que si tenemos la necesidad de describir algo de forma que insulte, que haga mella o, al menos, que no deje indiferente es porque lo consideramos insano, maligno o perjudicial. La palabra maligno, en sí misma reune condiciones para ser usada como insulto. Pero también salieron a relucir otras como aberrante y abominable.

Aberrante se suele usar peyorativamente pero su significado es el de algo que se sale de lo normal. Y yo, personalmente, siento mucho respeto por todo aquello que se sale de la caja. De hecho, creo que el progreso verdadero suele producirse gracias a acciones o descubrimientos aberrantes en su más literal sentido. Pero abominable es claramente una palabra que tiene fuerza, tal vez por esa sonoridad profunda que le dan sus vocales abiertas. Y su significado no podría encajar mejor. Abominable es aquello que merece ser condenado o maldito por insano, maligno o claramente perjudicial.


Y las candidatas a insulto definitivo son...

basura

despojo

mierda

inmundicia

miserable

escoria

abominable

Para mi gusto, hasta que aparezca alguna mejor (y prometo, si es así, actualizar este artículo) una de las más interesantes es abominación o abominable. Y hay que tener en gran estima y tener a mano para cuando sean necesarias todas las demás candidatas. Que un escoria bien vocalizado tiene un peso específico notable.

Desde el punto de vista de la sonoridad la vocal O en un lugar adecuado parece aportar un plus de fuerza al insulto. Pero no siempre es así porque, por ejemplo, miserable es tremendamente insultante. Y creo que hay razones; por una parte su significado que evoca los peores sufrimientos, la avaricia, la mezquindad, la desgracia y la pobreza. Decirle a alguien miserable significa que es de una condición tal que solo provoca desgracias y sufrimiento. Y por otra parte porque es una palabra que puede decirse o, incluso mascullarse, con la boca pequeña pero el gesto cargado de intención. Es una palabra que puede ser tremendamente hiriente.


En definitiva

Me quedo, por el momento, con todas las candidatas y, especialmente, con abominable, escoria y miserable que también pueden arrojarse todas juntas formando ya una retahila bien coordinada: ¡miserable escoria abominable! ¡Abominable escoria miserable!  o una secuencia: ¡miserable! ¡escoria! ¡abominación! Y ya con las demás surge una fuente efervescente de combinaciones: ¡mierda abominable! ¡basura inmunda! ¡despojo de mierda! ¡miserable abominación!


Pero no creo que esto haya terminado aquí. Estoy seguro que aún habrá alguien que haga algún descubrimiento apasionante y podamos seguir profundizando en la forma adecuada de calificar todas estas cosas abominables que están sucediendo en el mundo. Ojalá sea así. Pero, sobre todo, que teniendo claro como calificar la corrupción, la desvergüenza y la desidia nos pongamos de una vez por todas no solo a exigir sino a construir el mundo que realmente queremos.


Agradecimientos

A todas las personas que amablemente dedicaron un poquito de su tiempo a interaccionar conmigo en Twitter e hicieron interesantísimas aportaciones. Muchísimas gracias:

@zurutron
@Thyrsis
@calabuk
@Lisisway
@EspanaBizarra
@EscaladaCarmen
@minidexter
@SuAveRarezA
@mimoyh
@bannfaith
@GuitarCafe
@PiliQueribus



 
SPN 3.14 versión 1.1.2.3.5.8 | Diseño de: compartidisimo | Con la tecnología de: Blogger